Search

Comportamientos de alto riesgo entre personas mayores

PARADISE AFSHAR

ESPECIAL/MIAMI HERALD

22 DE ABRIL DE 2015 03:27 PM, ACTUALIZADO 22 DE ABRIL DE 2015 07:27 PM

¿Piensa que los adultos mayores están solo viendo televisión durante el retiro? Pues no siempre es así.

El sexo sin protección, los juegos de azar, el consumo excesivo de alcohol y el abuso de drogas están entre las actividades y comportamientos en las que participan los adultos mayores, que pueden poner en peligro su salud.

Los expertos advierten los siguiente:

Los juegos de azar entre las personas de edad avanzada están en aumento, dice la Dra. Regina Marranzini, directora médica de la unidad de cuidado agudo para personas de edad avanzada de Memorial Regional Hospital en Hollywood.

Los juegos de azar son la actividad social más frecuentemente identificada entre adultos de 65 años y más, de acuerdo con el Consejo Nacional sobre Problemas de Juegos de Azar en Personas de Edad Avanzada. Para aquellos que reciben un ingreso fijo, el juego puede representar un riesgo a la salud, ya que puede dejar a la persona con menos dinero para gastar en tratamientos médicos.

“Sus finanzas de por sí ya son limitadas,y están siendomal utilizadas”, dice Marranzini. “Puede que más tarde necesiten ayuda de salud en el hogar o cuidado prolongado, cosas que normalmente no están cubiertas por Medicare o por la mayoría de los seguros, y que deben salir del bolsillo”.

Marranzini añade que frecuentemente le llegan pacientes que han sufrido una fractura por una caída, y las caídas pueden ser fatales para las personas de edad avanzada.

De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), uno de cada cinco pacientes con cadera fracturada, muere en el transcurso de un año desde su lesión debido a complicaciones. Lesiones tales como laceraciones, fracturas de cadera y traumas en la cabeza, ocurren en el 20 a 30 por ciento de las personas que se caen.

El comportamiento excesivo en juegos de azar puede ser a veces una señal de un problema neurológico.

La Dra. Elizabeth A. Crocco, directora de la división de psiquiatría geriátrica en la Escuela de Medicina Miller de la Universidad de Miami, explica que un comportamiento atípico, como cuando una persona que nunca ha jugado comienza a hacerlo, puede ser una señal de Alzheimer, demencia u otro trastorno neurológico.

Además, los cambios de comportamiento pueden atribuirse a ciertos medicamentos.

“Los pacientes con Parkinson y que toman un medicamento llamado L-dopa, pueden tener un cambio mayor en comportamientos de riesgo, como es jugar”, dice Crocco. “Es por eso que si una persona sufre un cambio grande, usualmente es una señal de que necesitan visitar a un médico”.

Consumo excesivo de alcohol

Los CDC incluyen el consumo excesivo de alcohol como una de las áreas claves que los profesionales de salud pública están comenzando a abordar entre los adultos mayores.

Aunque, en general, el consumo excesivo de alcohol es más común entre las personas de 18 a 24 años, se informa que los adultos mayores consumen alcohol en exceso con más frecuencia que los jóvenes, un promedio de cinco a seis veces al mes. De acuerdo con los CDC, cuando las personas de edad avanzada beben en exceso, consumen un promedio de seis tragos.

Beber en exceso puede colocar a una persona a riesgo de desarrollar presión sanguínea alta, enfermedad del hígado, algunos tipos de cáncer, enfermedades del corazón, accidentes cerebrovasculares y otras condiciones médicas, según los CDC.

“Según usted se hace mayor una cantidad menor de alcohol puede afectarle mucho”, dice Crocco.

Además, ciertos medicamentos pueden tener efectos secundarios peligrosos y hasta letales, si se mezclan con alcohol.

Por ejemplo, el Instituto Nacional sobre Envejecimiento, una división de los Institutos Nacionales de Salud, advierte que la mezcla de aspirina y alcohol puede aumentar el riesgo de sangrado del estómago o intestinal. Además, combinar alcohol con alguna pastilla para dormir, pastillas para el dolor o medicinas para la ansiedad o contra la depresión, puede ser mortal.

Sexo sin protección

Cuando hablamos de enfermedades de transmisión sexual, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), informan que a los estadounidenses de mayor edad no les gusta hablar abiertamente sobre comportamientos sexuales o uso de condón, ya sea con sus médicos o con su parejas.

“Parte del problema es que nosotros, como comunidad médica, hemos fallado en educar a los adultos mayores sobre sexo seguro”, dice Marranzini, quien está trabajando en un libro sobre personas de mayor edad y el sexo, titulado Sex After 69 (Sexo después de los 69). “Esta es una generación que no creció recibiendo información sobre sexo seguro. Usted encuentra a muchos adultos mayores que le dirán, ‘Bueno, ya no puedo salir embarazada, no tiene uso utilizar contraceptivos’.”

Los CDC informan que las tendencias de las enfermedades de transmisión sexual (ETS), varían por grupo de edad y área de enfermedad, y para las personas de 65 años o más, la tasa de casos reportados de Clamidia, gonorrea y sífilis se mantiene relativamente estable.

Hablando de VIH, los CDC informan que un creciente número de personas mayores de 50 años viven con VIH, cerca de 26 por ciento del estimado de 1.2 millones de personas que viven con VIH en Estados Unidos tienen 55 años o más. Los adultos mayores son más propensos a ser diagnosticados con VIH más tarde en la enfermedad.

Marranzini dice que ella ha visto pacientes que han tenido enfermedades de transmisión sexual, como herpes, durante décadas y nunca supieron que la tenían. Esto puede ser peligroso porque si no se tratan, las enfermedades de transmisión sexual pueden transmitirse a otras personas y causar problemas serios. Por ejemplo, los estadios latentes de sífilis pueden resultar en demencia.

En años recientes, las drogas para la disfunción eréctil como Viagra y otros avances en la salud sexual han facilitado el que las personas de edad avanzada tengan sexo.

“Usted ve un auge en el sexo entre las personas de edad avanzada pero no una educación sexual para ese grupo”, comenta Marranzini. “Usualmente las ETS en adultos mayores pasan desapercibidas o son mal diagnosticadas”.

Ella dice que parte del problema es que algunos médicos no siempre hacen la pregunta adecuada sobre la vida sexual.

“Los médicos necesitan preguntar ‘¿Está usted activo sexualmente?”’ expresa Marranzini.

Uso de drogas

De acuerdo con el Instituto Nacional sobre Abuso de Drogas, los adultos de 65 años o más representan más de una tercera parte de los pacientes externos que gastan en medicamentos recetados en Estados Unidos.

Los CDC informan que el 37 por ciento de adultos mayores utiliza cinco o más medicamentos diariamente. La combinación de tomar recetas a largo plazo y varios medicamentos a la vez puede tener consecuencias como es el uso inadecuado.

El Dr. Joel Danisi, profesor de gerontología clínica en la Escuela de Medicina Miller de la Universidad de Miami, dice que hay varias razones por las que un paciente puede no tomar su medicina correctamente: Creen que el medicamento no les está haciendo nada, las instrucciones no están claras o temen volverse adictos al mismo.

El Instituto Nacional sobre Abuso de Drogas informa que algunas personas de edad avanzada experimentan una disminución cognitiva, que puede llevar al uso inadecuado de los medicamentos.

“Alguien que no sabe si tomó su medicina, puede tomar el doble o el triple de la cantidad [indicada] y sufrir una sobredosis accidental”, dice David Vittoria, vicepresidente auxiliar de South Miami Hospital Addiction Treatment & Recovery Center (centro de tratamiento y recuperación de adicción).

Un factor que puede provocar el mal uso de drogas es que diferentes médicos prescriban medicamentos sin tomar en cuenta qué otras drogas está tomando el paciente. Vittoria recomienda que las personas de edad avanzada lleven consigo un listado actualizado de lo que toman cuando visiten al médico y se la muestren antes de que le receten alguna medicina.

Y las personas de edad avanzada no utilizan solo medicamentos recetados. “Hay personas de la generación de la posguerra (baby boomers) utilizando drogas”, comenta Crocco, particularmente marihuana. “Son más propensos a utilizarlas porque, según la sabiduría generacional, las utilizaban cuando eran jóvenes”.



RECURSOS

The South Miami Hospital Addiction Treatment & Recovery Center

Tel: 1-800-Yes-Hope (937-4673); Internet: www.baptisthealth.net/addictiontreatment


Memorial Regional Hospital: Unidad de cuidado agudo para personas mayores

Tel: (954) 265-4750; Internet: www.MHS.Net

Dirección: 3501 Johnson St, Hollywood 33021


Centro para envejecientes, University of Miami Miller School of Medicine

Tel: 305-355-9080; Internet: www.centeronaging.med.miami.edu/

Dirección: 1695 NW Ninth Ave., Suite 3208, Miami


Division of Geriatrics and Palliative Medicine, University of Miami Miller School of Medicine

Tel: 305-243-4000; Internet: www.medicine.med.miami.edu/gerontology


Read more here: https://www.elnuevoherald.com/vivir-mejor/salud/article19241079.html#storylink=cpy




10 views0 comments

Recent Posts

See All

©2019 by The Sex after 69 Doc. Proudly created with Wix.com